Cuentas de Depósitos a la Vista

Las cuentas de depósitos a la vista, más conocidas como cuenta vista, son un producto financiero que consiste en una cuenta donde se pueden efectuar depósitos para utilizar luego ese dinero cuando se necesite.

Foto Cuentas de depósitos a la vista

Características

Las cuentas de depósitos a la vista, más conocidas como cuenta vista, son un producto financiero que consiste en una cuenta donde se pueden efectuar depósitos para utilizar luego ese dinero cuando se necesite.

Por ende, son una excelente herramienta para administrar el dinero. Por una parte, el titular u otra persona pueden efectuar depósitos, ya sean en ventanilla o mediante transferencias electrónicas. Por otra parte, el titular puede efectuar giros directamente en las sucursales del Banco a través de ventanilla, o bien, utilizando medios electrónicos (sitios web de la institución financiera o apps) puede realizar transferencias electrónicas de fondos. Adicionalmente, la mayoría de las instituciones financieras acompañan esta cuenta con una tarjeta de débito que permite hacer giros en los cajeros electrónicos o realizar compras en comercios.

En resumen, estas cuentas permiten administrar el dinero de forma sencilla y segura y no tienen asociado ningún tipo de crédito, salvo que voluntariamente el cliente solicite su contratación. Es decir, sólo se puede girar dinero de estas cuentas si en ellas hay el saldo necesario.

Características

  • Las cuentas vistas, son una muy buena herramienta para organizar y administrar el dinero.
  • Permiten tener un mayor nivel de seguridad que sólo utilizar efectivo.
  • Mediante tarjetas de débito permiten hacer giros en las redes de cajeros automáticos y utilizar el dinero de la cuenta en los comercios.
  • Son en moneda nacional y no devengan reajustes, pudiendo convenirse el pago de intereses en los términos establecidos por el Banco Central de Chile en el Capítulo III.B.1.1 de su Compendio de Normas Financieras (los bancos pueden mantener cuentas en moneda extranjera las que no devengan intereses ni reajustes).
  • Pueden ser unipersonales o pluripersonales y a nombre de personas naturales o jurídicas.
  • Se operan a través de una tarjeta plástica donde se identifica al titular y permite realizar la mayoría de las operaciones que estas cuentas permiten.

Más información en el Título II del Capítulo 2-6 de la Recopilación Actualizada de Normas de CMF y en las normas del Capítulo III.B.1.1 "Cuentas a la vista" del Compendio de Normas Financieras del Banco Central de Chile.

¿Cómo funciona?

Abrir una cuenta vista es un procedimiento normado y estandarizado.

Para abrir una cuenta de este tipo es necesario firmar el contrato respectivo y efectuar un depósito inicial.

Cualquier persona natural o jurídica puede abrir una cuenta vista en el Banco realizando un depósito inicial y firmando el contrato de apertura respectivo; si se trata de una persona jurídica el contrato lo firmará su representante legal.

En general los requisitos de edad corresponden a ser mayor de 12 años en el caso de las mujeres y 14 años en el caso de los hombres, aunque algunas instituciones financieras pueden pedir otros requisitos.

De igual forma, la cuenta vista puede tener un solo titular o varios, es decir, pueden ser unipersonales o pluripersonales.

El cierre de una cuenta vista puede hacerlo tanto el banco como el cliente.

El titular de una cuenta vista puede cerrarla cuando lo desee. Las cuentas vistas, pueden cerrarse por decisión unilateral del titular en cualquier momento.

Si el cliente decide hacerlo, debe acercarse preferentemente a la sucursal donde abrió su cuenta, y comunicar en forma escrita su intención de cerrarla. El banco, por su parte, le hará entrega de una copia timbrada de dicho documento, la cual debe conservar hasta que termine el proceso de cierre.

En caso de que el cliente hubiese contratado pagos automáticos con cargo a la cuenta que pretende cerrar, es recomendable ponerles término en forma previa, para evitar que alguna cuenta quede sin pagarse.

Si es el Banco quien desea proceder al cierre, deberá enviar un aviso al titular indicando tal circunstancia, señalando además si tiene saldos a favor que deba pasar a retirar.

Montos involucrados

Se realiza un depósito inicial al momento de abrir la cuenta vista, cuyo monto mínimo variará dependiendo de la entidad bancaria donde se contrate.

¿Con quién se contrata?

Se firma el contrato con una institución financiera (banco o cooperativa de ahorro y crédito)

Precauciones y advertencias

  • Cuide la privacidad de su clave secreta y tarjeta de coordenadas y nunca la comparta con terceros.
  • Revise frecuentemente los saldos de sus cuentas bancarias.
  • Active las notificaciones de transacciones de sus cuentas y tarjetas, y así se mantendrá informado de cada operación que se realice con sus productos financieros, lo que lo alertará de posibles fraudes.
  • Cierre siempre la sesión de su institución, no basta con cerrar el navegador.
  • Tenga a mano los teléfonos para denunciar y bloquear tarjetas u otros medios de pagos utilizados en transacciones fraudulentas.
  • Revise que el sitio sea seguro (comienza por https y tenga un signo de sitio seguro como un candado)

Costos asociados

Como todo producto financiero, las cuentas vista están sujetas al cobro de tarifas que deben ser adecuadamente informadas por los bancos.

Es importante informarse de los costos que tienen los productos financieros antes de contratarlos.

La principal tarifa asociada a la cuenta vista es la comisión de mantención o administración mensual, que es descontada del monto depositado en la propia cuenta. En caso de que no se disponga del dinero suficiente para afrontar este cargo, el Banco puede hacerlo efectivo en algún momento posterior cuando se deposite el monto necesario.

Además de la comisión de mantención, pueden descontarse todos aquellos conceptos que se pacten, tales como pagos automáticos o incluso los saldos adeudados al Banco, razón por la que podrían descontarse de los montos disponibles en la cuenta vista, el saldo moroso que tenga en otro producto del mismo Banco.

Estos acuerdos normalmente constan en el contrato de apertura del producto por lo que resulta vital leer y entender el alcance de los compromisos que se asumen.

Finalmente, se debe señalar que se puede obtener información sobre los cobros, a través de la página de tarifas que cada institución ofrece en su respectivo sitio web.

Subir