Tarjeta de Crédito

Se entiende por tarjeta de crédito cualquier instrumento que le permita a su titular o usuario, disponiendo de un crédito del emisor, adquirir bienes o pagar servicios vendidos o prestados, en establecimientos afiliados al correspondiente sistema, además de otro tipo de beneficios que se le puedan otorgar.

Foto Tarjeta de Crédito

Características

Se entiende por tarjeta de crédito cualquier instrumento que le permita a su titular o usuario, disponiendo de un crédito del emisor, adquirir bienes o pagar servicios vendidos o prestados, en establecimientos afiliados al correspondiente sistema, además de otro tipo de beneficios que se le puedan otorgar.

Se le llama "tarjeta" debido a que su primera forma de uso fue (y continúa de esa manera) un dispositivo de plástico del tamaño de una tarjeta de visita que cuenta con una banda magnética en la que se almacena información con la identificación de su dueño y otros datos relacionados. Contiene además el logotipo y nombre del banco o entidad que haya emitido la tarjeta, un número de identificación, el nombre del titular y la fecha de vencimiento de la misma (expresadas con mes y año).

Sin embargo, la normativa vigente indica adicionalmente que "la tarjeta podrá corresponder a un instrumento plástico o cualquier dispositivo físico, electrónico o informático, que cuente con un sistema de identificación único del respectivo medio de pago y cuyo soporte contenga la información y condiciones de seguridad acordes con tal carácter". De hecho, en algunos países ya se utiliza el teléfono móvil como el dispositivo que contiene tal información y por ello, el teléfono reemplaza a la tarjeta para estos efectos.

Las tarjetas de crédito son intransferibles.

En el mercado nacional operan varios sistemas de tarjetas de crédito emitidas por bancos o casas comerciales, incluyendo marcas internacionales (Visa, Mastercard, Diners, American Express, entre otras) y nacionales (CMR, Presto, entre otras).

Las tarjetas de crédito permiten hacer compras en los comercios que estén afiliados a la red de pagos de la tarjeta (en forma física o virtual, a través del teléfono o Internet) y también, es posible realizar diferentes operaciones a través de cajeros automáticos.

Para realizar la actividad de emitir y operar las tarjetas, la institución financiera respectiva (que puede ser una entidad bancaria o no bancaria) debe estar registrada ante la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), que regula y fiscaliza sus actividades. Adicionalmente, cada tarjeta que se entrega a un cliente debe estar respaldada con el correspondiente contrato, que regula los derechos y obligaciones de las partes (cliente, emisor y operador).

La normativa que regula estas tarjetas se encuentra en la Ley 20.950 sobre Medios de Pago, el Capítulo III.J.1.1del Compendio de Normas Financieras del Banco Central de Chile y en el Capítulo 8-41 sobre "Tarjetas de Pago" de la Recopilación Actualizada de Normas de CMF.

¿Cómo funciona?

Una tarjeta de crédito es un instrumento que permite a su titular o usuario adquirir a crédito bienes o pagar a crédito por servicios, en establecimientos afiliados al correspondiente sistema, además de otro tipo de beneficios que se le puedan otorgar. El crédito se refiere a que la tarjeta cuenta con una línea de crédito aprobada por la empresa que haya emitido la tarjeta, que puede ser un banco u otro tipo de institución (una casa comercial, por ejemplo) y es esa línea la que uno utiliza al usar la tarjeta.

Para hacer una compra con tarjeta de crédito, se debe presentar la tarjeta en el comercio donde se debe verificar la identidad del dueño de la tarjeta, a través de la Cédula de identidad o Pasaporte. Allí deberá firmar el "voucher", o ingresar su clave en el P.O.S. En ambos casos el voucher establece el valor total de la compra. Una copia de éste se le entrega al comprador, a quien se le recomienda guardarlas para compararlas más tarde con el Estado de Cuenta que se le entregará y hacer los reclamos correspondientes cuando se detecten cobros que no correspondan.

Una vez terminada esa transacción, el establecimiento comercial presenta el "voucher" al Operador de la tarjeta (por ejemplo, Transbank para las tarjetas bancarias) para cobrar el valor de la compra que se hizo.

Seguidamente, dicha empresa le informa al Emisor de las tarjetas (que es el banco o casa comercial) acerca de cada movimiento, gracias a lo cual este último genera un Estado de Cuenta mensual con todas las operaciones realizadas.

¿Con quién se contrata?

En tercer lugar y poner ahí el siguiente texto: Se contrata entre un usuario (el cliente) y una institución financiera (que puede ser una entidad bancaria o no bancaria) registrada en la Comisión para el Mercado Financiero. Cada tarjeta que se entrega a un cliente debe estar respaldada con el correspondiente contrato, que regula los derechos y obligaciones de las partes (cliente, emisor y operador).

Precauciones

La tarjeta permite hacer compras de diferente tipo, por lo que se deben observar normas de seguridad y uso al emplearla.

Recomendaciones de seguridad

Precauciones Generales

  • No entregue la tarjeta para que la lleven a otro lugar para hacer la transacción; evite perderla de vista.
  • La tarjeta lleva la fecha de vencimiento de la misma, debe tener la precaución de renovarla antes de la fecha para evitar problemas con su uso.
  • Las tarjetas se emiten para uso nacional o internacional; debe verificar si la suya permite ser usada fuera del país en caso de un viaje al extranjero, para evitar problemas relacionados con su validez fuera del país.
  • Cuide su clave secreta
  • Memorice su clave no la lleve escrita.
  • Cuídese de no ser grabado.

Precauciones en el Cajero Automático

  • Siga sólo las recomendaciones indicadas en el recinto del cajero automático. No acepte consejos de desconocidos.
  • Cuide su clave secreta, Cuando la digite cubra con la mano los números del teclado.
  • Respete su turno de uso del cajero automático esperando a una distancia razonable.
  • Evite la cercanía de otra persona al momento de usar el cajero automático.
  • Posteriormente revise si las transacciones aparecen en un resumen o cartola.
  • Cuente su dinero discretamente.
  • Asegúrese de retirar la tarjeta después de realizada la operación en el cajero automático y espere a que la pantalla vuelva al inicio.
  • Retire y guarde los comprobantes obtenidos en los cajeros automáticos, así evitará que terceros los usen en su perjuicio.
  • Si el cajero automático retiene su tarjeta, bloquéela y dé aviso inmediato a su banco.

Recomendaciones de uso

  • Guardar los "vouchers" de compra para compararlos con el estado de Cuenta; el emisor de la tarjeta esperará un plazo determinado antes de dejar a firme dichos cobros en el cual Ud. puede hacer consultas y reclamos.
  • En caso de pago con cuotas, se debe asegurar quién otorga ese beneficio y si se trata de un pago del mismo precio al contado dividido en cuotas o bien si se hace un recargo por cada cuota pagada.
  • Al hacer un retiro de dinero desde un cajero automático mediante una tarjeta de crédito, se debe pagar una comisión que es adicional al valor que se debe pagar por el interés. Hay que tener la precaución de conocer cuánto es dicho monto para revisar la conveniencia de hacer ese tipo de operaciones.
  • Idealmente se sugiere pagar todo el monto facturado por el emisor, para evitar el cobro de intereses al mes siguiente.
  • Sí sólo paga el mínimo mensual, revise que este monto cubra al menos las cuotas que vencen ese mes, y los cargos de intereses, impuestos y comisiones, de otra manera la deuda no disminuirá y puede que hasta aumente.

Más información sobre las tarjetas de crédito se puede revisar a través de los siguientes documentos:

  • Capítulo III.J.1 del Compendio de Normas Financieras del Banco Central.
  • Capítulo 8-41 sobre Tarjetas de Pago, en la Recopilación Actualizada de Normas de la Comisión para el Mercado Financiero (CMF).
  • Circular N° 40 de Emisores y operadores de tarjetas de crédito, también emitida por la CMF.

Costos asociados

Por usar una Tarjeta de Crédito el emisor tiene la posibilidad de hacer varios cobros al usuario los cuales quedan establecidos en el contrato de la tarjeta.

Una vez al mes el usuario de una tarjeta de crédito recibe el denominado estado de cuenta que tiene el detalle de los cobros correspondientes al periodo de facturación. Las grandes categorías a las cuales se pueden asignar los cobros son:

Compras: estas son todas las realizadas durante el periodo (ya sean al contado o en cuotas), o las cuotas de compras realizadas en periodos anteriores (por ejemplo la tercera cuota de una compra realizada en 3 cuotas).

Intereses: los que se aplican cuando el monto utilizado para hacer compras u otras operaciones no es pagado completamente en el mismo mes en que se usó la tarjeta, cuando se efectuaron compras en cuotas con interés (excepto cuando se trata de promociones respetando el precio al contado) o cuando se hace un avance en efectivo u otra transacción de cargo inmediato, en que el cobro de intereses empieza a contar desde el día de la transacción.

Impuestos: Toda operación de crédito paga por ley un impuesto, por lo que si hago una compra en cuotas o pido un avance en efectivo por ejemplo se me cargarán los impuestos correspondientes a dicha operación.

Comisiones: son los cobros necesarios para para la mantención operativa de las tarjetas de crédito en sus distintas modalidades de uso, como por ejemplo la comisión por mantención/administración y otras comisiones asociadas a operaciones como avances en efectivos y compras en el exterior. El plan de comisiones es parte integral del contrato y por tanto se entiende conocido al momento de firmar el contrato. Si hay algún cambio estos deberán informarse por escrito al menos con dos meses de anticipación a la fecha en que se aplicará la nueva modalidad de cálculo o cambio de tarifas.

La normativa que regula estas tarjetas se encuentra en el Capítulo III.J.1.1 del Compendio de Normas Financieras del Banco Central de Chile y en el Capítulo 8-41 sobre "Tarjetas de Pago" de la Recopilación Actualizada de Normas de CMF.

¿Cómo cerrar una Tarjeta de Crédito?

Para cerrar una Tarjeta de Crédito se debe revisar el contrato de esta, puesto que generalmente allí se indica el procedimiento que se deberá seguir para realizar el cierre del producto.

En todo caso, se sugiere cumplir con los siguientes pasos:

  • Dar aviso por escrito a la institución financiera del cierre de la tarjeta, conservando una copia de dicho aviso (debidamente timbrado por la entidad).
  • Entregar las tarjetas propiamente tales (los "plásticos") y solicitar la destrucción de las mismas en su presencia.
  • Revisar los avisos de cobros o "cartolas" para asegurarse de que no existen transacciones pendientes de pago.
  • Si tiene algún Pago Automático de Tarjetas (PAT) con cargo a la Tarjeta de Crédito, debe dar aviso con antelación al establecimiento o servicio de que va a cerrar el producto, para que no se siga cobrando a éste.

Para revisar la normativa que regula a las tarjetas de crédito, puede revisar el Capítulo 8-41 sobre "Tarjetas de Pago" de la Recopilación Actualizada de Normas de CMF.

¿Cómo funciona una Tarjeta de Crédito?

Una tarjeta de crédito es un instrumento que permite a su titular o usuario adquirir a crédito bienes o pagar a crédito por servicios, en establecimientos afiliados al correspondiente sistema, además de otro tipo de beneficios que se le puedan otorgar. El crédito se refiere a que la tarjeta cuenta con una línea de crédito aprobada por la empresa que haya emitido la tarjeta, que puede ser un banco u otro tipo de institución (una casa comercial, por ejemplo) y es esa línea la que uno utiliza al usar la tarjeta.

Para hacer una compra con tarjeta de crédito, se debe presentar la tarjeta en el comercio donde se debe verificar la identidad del dueño de la tarjeta, a través de la Cédula de identidad o Pasaporte. Allí deberá firmar el "voucher", o ingresar su clave en el P.O.S. En ambos casos el voucher establece el valor total de la compra. Una copia de éste se le entrega al comprador, a quien se le recomienda guardarlas para compararlas más tarde con el Estado de Cuenta que se le entregará y hacer los reclamos correspondientes cuando se detecten cobros que no correspondan.

Una vez terminada esa transacción, el establecimiento comercial presenta el "voucher" al Operador de la tarjeta (por ejemplo, Transbank para las tarjetas bancarias) para cobrar el valor de la compra que se hizo.

Seguidamente, dicha empresa le informa al Emisor de las tarjetas (que es el banco o casa comercial) acerca de cada movimiento, gracias a lo cual este último genera un Estado de Cuenta mensual con todas las operaciones realizadas.

¿Cuál es la diferencia entre una Tarjeta de Débito y una Tarjeta de Crédito?

El origen del dinero que se gira desde un cajero o usa para cancelar en comercios asociados varía dependiendo del tipo de tarjeta.

Con la tarjeta de débito el cliente utiliza el dinero que tiene depositado en el Banco. En cambio, con la tarjeta de crédito el cliente utiliza un monto que el Banco puso a su disposición para realizar compras y avances en efectivo y cuyo uso normalmente devengará intereses, si el monto utilizado no es pagado en la fecha de vencimiento de la tarjeta.

Sobre este tema revise el Capítulo 8-41 sobre "Tarjetas de Pago" de la Recopilación Actualizada de Normas de CMF.

¿Cuánto se cobra por el uso de la Tarjeta de Crédito?

Por usar una Tarjeta de Crédito el emisor tiene la posibilidad de hacer varios cobros al usuario los cuales quedan establecidos en el contrato de la tarjeta.

Una vez al mes el usuario de una tarjeta de crédito recibe el denominado estado de cuenta que tiene el detalle de los cobros correspondientes al periodo de facturación. Las grandes categorías a las cuales se pueden asignar los cobros son:

Compras: estas son todas las realizadas durante el periodo (ya sean al contado o en cuotas), o las cuotas de compras realizadas en periodos anteriores (por ejemplo, la tercera cuota de una compra realizada en 3 cuotas).

Intereses: los que se aplican cuando el monto utilizado para hacer compras u otras operaciones no es pagado completamente en el mismo mes en que se usó la tarjeta, cuando se efectuaron compras en cuotas con interés (excepto cuando se trata de promociones respetando el precio al contado) o cuando se hace un avance en efectivo u otra transacción de cargo inmediato, en que el cobro de intereses empieza a contar desde el día de la transacción.

Impuestos: Toda operación de crédito paga por ley un impuesto, por lo que si hago una compra en cuotas o pido un avance en efectivo por ejemplo se me cargarán los impuestos correspondientes a dicha operación.

Comisiones: son los cobros necesarios para para la mantención operativa de las tarjetas de crédito en sus distintas modalidades de uso, como por ejemplo la comisión por mantención/administración y otras comisiones asociadas a operaciones como avances en efectivos y compras en el exterior. El plan de comisiones es parte integral del contrato y por tanto se entiende conocido al momento de firmar el contrato. Si hay algún cambio estos deberán informarse por escrito al menos con dos meses de anticipación a la fecha en que se aplicará la nueva modalidad de cálculo o cambio de tarifas.

La normativa que regula estas tarjetas se encuentra en el Capítulo III.J.1.1 del Compendio de Normas Financieras del Banco Central de Chile y en el Capítulo 8-41 sobre "Tarjetas de Pago" de la Recopilación Actualizada de Normas de CMF.

¿Qué es la Tarjeta de Crédito?

Es cualquier instrumento que le permita a su titular o usuario, disponiendo de un crédito del emisor, adquirir bienes o pagar servicios vendidos o prestados, en establecimientos afiliados al correspondiente sistema, además de otro tipo de beneficios que se le puedan otorgar.

Se le llama "tarjeta" debido a que su primera forma de uso fue (y continúa de esa manera) un dispositivo de plástico del tamaño de una tarjeta de visita que cuenta con una banda magnética en la que se almacena información con la identificación de su dueño y otros datos relacionados. Contiene además el logotipo y nombre del banco o entidad que haya emitido la tarjeta, un número de identificación, el nombre del titular y la fecha de vencimiento de la misma (expresadas con mes y año).

Sin embargo, la normativa vigente indica adicionalmente que "la tarjeta podrá corresponder a un instrumento plástico o cualquier dispositivo físico, electrónico o informático, que cuente con un sistema de identificación único del respectivo medio de pago y cuyo soporte contenga la información y condiciones de seguridad acordes con tal carácter". De hecho, en algunos países ya se utiliza el teléfono móvil como el dispositivo que contiene tal información y por ello, el teléfono reemplaza a la tarjeta para estos efectos.

Las tarjetas de crédito son intransferibles.

En el mercado nacional operan varios sistemas de tarjetas de crédito emitidas por bancos o casas comerciales, incluyendo marcas internacionales (Visa, Mastercard, Diners, American Express, entre otras) y nacionales (CMR, Presto, entre otras).

Las tarjetas de crédito permiten hacer compras en los comercios que estén afiliados a la red de pagos de la tarjeta (en forma física o virtual, a través del teléfono o Internet) y también, es posible realizar diferentes operaciones a través de cajeros automáticos.

Para realizar la actividad de emitir y operar las tarjetas, la institución financiera respectiva (que puede ser una entidad bancaria o no bancaria) debe estar registrada ante la Comisión para el Mercado Financiero (CMF), que regula y fiscaliza sus actividades. Adicionalmente, cada tarjeta que se entrega a un cliente debe estar respaldada con el correspondiente contrato, que regula los derechos y obligaciones de las partes (cliente, emisor y operador).

La normativa que regula estas tarjetas se encuentra en la Ley 20.950 sobre Medios de Pago, el Capítulo III.J.1.1 del Compendio de Normas Financieras del Banco Central de Chile y en el Capítulo 8-41 sobre "Tarjetas de Pago" de la Recopilación Actualizada de Normas de CMF.

¿Qué hacer si pierdo o me roban una tarjeta de crédito?

Se debe comunicar de inmediato este hecho a la entidad que emitió la tarjeta.

En caso de pérdida, hurto o robo de la tarjeta de crédito, el titular deberá comunicar de inmediato este hecho a través de los servicios de comunicación que se le hayan indicado.

En el caso de tarjetas emitidas en Chile, se debe llamar a la institución financiera, o al servicio Transbank de Bloqueo, el cual permite bloquear todas las tarjetas Visa, MasterCard, Magna, American Express o Diners Club, emitidas en el país, al número: +562 2661 - 2711 o consultar en el sitio web de Transbank, que es el emisor general de las tarjetas.

En el caso de tarjetas emitidas fuera de Chile, se deben seguir las instrucciones que haya dado la entidad emisora de la tarjeta.

¿Qué pasa si estoy en el extranjero?

Opera el mismo procedimiento, con la salvedad de que el número al que debe llamar o el procedimiento que debe seguir corresponde no a su banco, sino al servicio internacional perteneciente a su banco o tarjeta, que debe también bloquearla a nivel mundial.

¿A qué números hay que llamar desde el extranjero? Los números dependen del tipo de tarjeta que usted posea.

  • Visa Gold: 1 - 410 - 581 - 9754
  • Visa Clásica: 1 - 410 - 581 - 0120
  • Master Global Services: 1 - 230 - 020 - 2012
  • American Express Internacional: 800 - 361 -002
  • Diners Club International: 800 - 220 - 220

El emisor o el operador, en su caso, deberá registrar la recepción del aviso tan pronto lo reciba y proporcionar al dueño de la tarjeta en ese mismo momento y por la misma vía por la que lo recibió, un número o código de recepción y la constancia de la fecha y hora de ingreso del aviso.

¿Qué muestra el Estado de Cuenta de la Tarjeta de Crédito?

Mediante el Estado de Cuenta, el dueño de la tarjeta es informado de todas las operaciones realizadas en el período de facturación (como compras o avances de dinero), así como los cargos correspondientes a intereses, comisiones y otros, que permiten determinar el monto a cancelar para el mes.

Además el estado de cuenta contiene información como:

  • el nombre del titular,
  • número de identificación de la tarjeta,
  • fecha del estado,
  • fecha de vencimiento,
  • monto mínimo de pago,
  • detalle de las compras o usos de servicios, registrados en el período informado, que indique el nombre del establecimiento, la fecha y el monto,
  • avances otorgados (fecha y monto),
  • intereses (tasa, monto y período sobre el que se aplican),
  • otros cargos (concepto y monto),
  • pagos efectuados por el titular (fecha y monto),
  • saldo adeudado a la fecha y monto disponible,
  • tasa de interés que rige para el período siguiente.

Tarjetas: ¿Cómo terminar con la deuda?

Si sólo se paga el monto mínimo cada mes, la deuda no llega a terminarse. ¿Por qué ocurre esto?

Una de las características que ofrece la tarjeta de crédito y que la han convertido en una de las herramientas preferidas para compras en el país, es la capacidad de ofrecer dinero cuando se necesita y permitir su pago en cantidades variables mensualmente, que pueden ir desde un valor mínimo hasta el total de la deuda, dependiendo de la disponibilidad de su dueño y de las características de la tarjeta. Lo anterior requiere que el usuario de la tarjeta tenga mucha claridad acerca de su uso para enfrentar adecuadamente las deudas que vaya contrayendo.

Su forma de funcionamiento habitual permite que el cliente pague mensualmente un monto que, dependiendo de la cantidad, permitirá pagar sólo intereses o bien capital más intereses. Si ocurre el primer caso en forma permanente, el cliente verá que su deuda no disminuye, sino que incluso puede ir aumentando en el tiempo, por lo que se recomienda por regla general pagar el total del monto facturado de ser posible.

Pago mínimo

El reglamento sobre información para el consumidor de tarjetas de crédito estipula en su numeral 39, que el pago mínimo no podrá ser inferior a aquellos intereses que se generen producto del uso de la línea de crédito a tasa rotativa o refundida, salvo que exista una promoción asociada. La idea de esto es velar porque la deuda no se incremente al realizar el pago mínimo. Sin embargo, el cliente debe revisar que esto se cumpla cuando o tener presente que, si a causa de una promoción decide pagar un monto mínimo inferior a lo antes mencionado, su deuda aumentará.

Si Ud. no dispone del dinero suficiente para pagar todo el monto facturado se sugiere pagar más del mínimo y revisar para el futuro el uso de la tarjeta de manera de bajar su uso a lo más necesario. Ayúdese haciendo un presupuesto y colocando el monto que desea pagar mensualmente teniendo una meta clara del tiempo que le va a tomar pagar el total adeudado.

Subir